Berlín con niños - Los 5 mejores planes en Berlín con los peques
 


Berlín con niñosBerlín es una de las ciudades más jóvenes, eclécticas y fascinantes de Europa. Famosa por ofrecer una noche vibrante y por ser también un centro cultural, artístico y alternativo de primer orden, los neófitos a Berlín se suelen llevar una sorpresa al descubrir que Berlín es además una ciudad para disfrutar con niños.

A continuación os mostramos algunos de los principales atractivos con que la capital alemana deleita a grandes y pequeños por igual.

 

 


berlin-kindercafe-kiezkind1 Kindercafes
Si hay algo que nos demuestra claramente que Berlín mima a los más pequeños son sus Kindercafes, que no son otra cosa que bares y terrazas especialmente equipados para que padres e hijos disfruten por igual del espacio, cada uno a su manera. De esta forma, mientras los adultos degustan zumos, cafés y pastas los pequeños pueden entretenerse con actividades y juguetes a su libre disposición, y porqué no, entablar relación con otros niños alemanes. Además, en los locales se suele vender potitos y alimentos especiales para bebés.
Los kindercafes comenzaron a aparecer en Berlín no hace demasiados años, y hoy en día son toda una moda, existiendo decenas de ellos por toda la ciudad. Si hace buen día no podemos dejar de pasar por el kindercafe Kiezkind (Helmholtzplatz 1), situado en el distrito de Prenzlauer Berg --barrio al que de por sí es más que recomendable dedicarle un buen paseo--. Kiezkind tiene un área interior totalmente dedicada a los pequeños con juguetes, libros --la mayoría provenientes de donaciones--, así como una amplia zona de juegos exterior con triciclos y estructuras infantiles que harán las delicias de nuestros hijos. Los adultos podremos degustar una amplia variedad de zumos naturales, sandwiches, quiches y pasteles, y dispondremos de libros y wifi gratuita.
berlin-kindercafe-kiezkindOtra opción más que recomendable es hacer una pausa en el Knilchbar (Krossnerstrasse, 8), situado en el distrito de Kreuzberg. Aquí encontraremos multitud de juguetes, material para pintar y mesas para niños, así como productos infantiles confeccionados de manera artesanal y pinturas, ambos a la venta. La carta está compuesta de pasteles y sopas caseras deliciosos. Existen muchos kindergarten más, siendo Paul und Paula (Richard-Sorgestrasse, 25) uno de los más ilustres y veteranos. Además de todo lo anteriormente mencionado, en este local también se realizan cursos pre-mamá y de masajes a bebés. Situado en el distrito de Friedrichshain-Kreuzberg, un atractivo extra durante los meses de verano son las playas artificiales que se montan a orillas del río Spree, y que quedan muy cerca de este kindercafe.

 


Berlin: Mauerpark2 Parques infantiles y mercadillos

Berlín es una ciudad de enormes dimensiones y amplios espacios, donde las zonas verdes y los parques infantiles tienen su peso específico. En nuestro deambular nos toparemos con varios de ellos sin pretenderlo, pero hay algunos parques infantiles que además quedan muy cerca de puntos de interés para los mayores como son los mercadillos, con lo que será buena idea combinarlos.
berlin-mercadillo-arkonaplatzMauerpark es el rey de los mercadillos berlineses, tanto por sus grandes dimensiones como por ser el mercadillo más conocido y turístico. Situado en un enorme espacio verde del este de Berlín, tiene varios parques infantiles a su alrededor, además de que suelen haber conciertos y pequeños eventos culturales en sus inmediaciones, sobre todo los fines de semana. Pero a nosotros nos gusta más el mercadillo de Trödelmarkt Arkonaplatz, situado en la plaza del mismo nombre y no muy lejos de Mauerpark. Es un mercadillo pequeño, vecinal y auténtico, donde podremos encontrar los objetos más extraños en un ambiente tranquilo. Prácticamente anexo, encontraremos un parque infantil muy bien equipado.

 


Zoo de Berlín en Tiergarten3 Tiergarten y Zoo de Berlín
Si nos decantamos por una salida familiar más clásica, desde luego que no podemos fallar visitando el Tiergarten, el mayor parque de todo Berlín y que, como pasa en tantas otras ciudades alemanas, se trata más bien de un enorme bosque salpicado de lagos y canales. Al sur del Tiergarten tenemos el Zoo de Berlín, que destaca por ser el más antiguo de Alemania, el que tiene la mayor colección de animales en cautividad del mundo y el zoo más visitado de Europa. Dispone de un acuario, y sus animales estrella son el oso polar Knut y el oso panda Bao Bao. Como dato curioso, sólo 91 animales sobrevivieron en el zoo a la caída de Berlín al final de la Segunda Guerra Mundial, entre ellos dos leones y dos hienas.

 


berlin-museo_aleman_tecnologia4 Museo Alemán de la Tecnología
No nos engañemos, en Berlín abundan los días grises y fríos. Así que si durante nuestra visita a la capital de Alemania la climatología no invita a salir a la calle, una buena opción para distraer a niños y mayores es acercarnos al Museo Alemán de la Tecnología. No tiene pérdida: es el edificio con un avión (auténtico) aparcado en su tejado. Una vez en el museo dispondremos de 14 áreas temáticas diferentes a explorar: unas tratan sobre trenes, otras sobre aviones de diferentes clases y épocas, las hay sobre barcos, coches y mucho más. En casi todas estas áreas dispondremos de zonas infantiles donde los peques podrán pintar los vehículos y objetos que más les hayan gustado. El museo también ofrece una audioguía especialmente diseñada para niños (aunque en inglés). Lo encontraremos en la parada de metro Gleisdreieck (líneas U1, U2).

 


Legoland Discovery Centre en Berlín5 Legoland Discovery Centre de Berlín
Otra buena alternativa para un día frío o lluvioso es acercarnos con nuestros niños al Legoland Discovery Centre (Potsdamer Straße 4). Lo encontraremos cerca de la emblemática Potsdamer Platz, a tocar del gigantesco centro comercial Sony Center. La entrada y recepción son pequeños, pero una vez allí no hay que temer ya que el complejo de Legoland es basto y enteramente subterráneo.
Allí los más pequeños disfrutarán subiendo a un tren del terror con monstruos hechos con piezas Lego, claro está, atravesando pequeñas selvas a través de puentes colgantes, jugando con multitud de juegos de la famosa marca danesa y tomando la merienda infantil en un espacio especialmente dedicado para ello. Incluso podremos disfrutar viendo maquetas realizadas en piezas de lego de varios de los edificios más emblemáticos de Berlín, llama especialmente la atención la maqueta del Bundestag.

Legoland Discovery Centre es un sitio concurrido y ruidoso, con críos corriendo y jugando por todas partes, aunque existe un pequeño consuelo para los padres que logren sobrevivir: al salir podremos aprovechar y acercarnos a ver un pequeño tramo del muro de Berlín en su paso por Potsdamer Platz, después caminar hasta el controvertido Memorial a los Judíos Asesinados en Europa y acabar nuestro paseo nada más y nada menos que en la Puerta de Brandenburgo. Y al final, padres e hijos contentos.

 

 

Manuel Aguilar

Manuel Aguilar Co-fundador y editor del blog 3viajes, donde aúna su pasión por viajar y contar historias desde hace más de 7 años. Miembro de Travel Inspirers.

Experto en viajes HomeAway
 

 


 

Síguenos

Facebook España Twitter España Pinterest España Google+ Portugal

Encuentre su casa de vacaciones

Encuentre la perfecta casa de alquiler para sus vacaciones
 ¡Obtenga beneficios de su casa de vacaciones! Anúnciela ahora »
¿Es usted propietario? Acceda a su cuenta