Parque Natural de la Serranía de Cuenca


El Parque Natural de la Serranía de Cuenca está ubicado en la zona nordeste de Cuenca, cercano al Parque Natural del Alto Tajo. Ocupa aproximadamente una superficie de más de setenta y tres mil hectáreas. Bellos y espectaculares paisajes nos embriagarán en este parque natural de Cuenca.

Este parque alberga en su interior una gran diversidad de lugares de interés, así como en sus alrededores. Lugares de importancia como son la Ciudad Encantada (de gran valor ecológico), el nacimiento del Río Cuervo, el nacimiento del Júcar, el Parque Natural El Hosquillo, el valle del Rió Escabas, la Laguna del Tobar, la Reserva Natural de la Laguna del Marquesado, los Callejones de Las Majadas,  la Laguna de Uña, el embalse de La Toba, las Torcas de los Palancares, o las Lagunas de Cañada del Hoyo, entre otros muchos lugares. Algunas de estas bellezas están catalogadas como Monumento Natural y otros como Sitio Natural de Interés Nacional.

La alta biodiversidad faunística que encontraremos en el Parque Natural de la Serranía de Cuenca viene provocada por la elevada variedad de ambientes de montaña que podemos encontrar en el parque, por lo que se trata de un enclave de una gran importancia desde el punto de vista faunístico. Gato montés, venado, corzo, tejón, nutria o la cabra montesa son solo una pequeña lista de todos los animales que podremos encontrarnos dentro de los límites de este parque natural.

La vegetación de este parque también es de destacar debido a las grandes masas forestales, especialmente destacando la predominancia de los pinares, ya que en este parque podemos encontrar una de las masas de vegetación más extensas de todo el país. La gran diversidad florística de la zona se debe en gran medida a la gran presencia de ríos, así como la presencia de barrancos húmedos y umbríos, lo cual da lugar a la aparición de diversos tipos de plantas, arbustos y árboles.

El clima que nos encontraremos es principalmente templado submediterráneo, con temperaturas típicas del centro peninsular  pero con algunas particularidades propias de una zona de montaña. En este parque podemos destacar la formación de cañones, hoces y relieves. El Parque Natural de la Serranía de Cuenca es un lugar idóneo que nos permitirá dar largos y extensos paseos y caminatas por los paisajes y parajes más sorprendentes, ya que son abundantes los tesoros que alberga esta verde superficie.
 

Únase a nuestro boletín

Reciba las actualizaciones por email

Encuentre su casa de vacaciones

Encuentre la perfecta casa de alquiler para sus vacaciones


check