Santiago Martinez de Madrid.

Santiago de Madrid Una isla perdida, lejos de los agobios navideños y un brindis con una refrescante copa de champagne.