Cinco destinos para alquilar una casa rural en La Rioja

La pequeña comunidad de La Rioja es mucho más que sus vinos: tranquilas ciudades con un rico patrimonio histórico y cultural, bucólicos valles surcados por ríos, impresionantes monasterios con cientos de años de historia y una gastronomía basada en verduras de la zona que hará que te chupes los dedos. Descubre la historia de Logroño y el paisaje de ensueño de Ezcaray. No te pierdas las bodegas de Haro, los monumentos de Calahorra y los icónicos monasterios de San Millán de la Cogolla. Si alquilas una casa rural en La Rioja, podrás disfrutar a tu ritmo de todo esto y mucho más. ¡Despiértate entre viñedos!

Casas rurales cerca de Logroño

¿Quieres descubrir una ciudad sin agobios? ¡Tu deseo se hará realidad en Logroño! Esta ciudad es perfecta para recorrerla a pie: callejea por el centro histórico y tropieza a cada paso con iglesias, coquetas plazas y caminos de peregrinos reconvertidos en callejuelas empedradas. Dirígete a la histórica calle Ruavieja y busca los escudos de armas y las imágenes religiosas en sus señoriales fachadas de piedra. No olvides visitar alguno de los famosos calados riojanos, antiguas bodegas subterráneas que se remontan al siglo XVI. Acércate a uno de los puentes sobre el Ebro y descansa la mirada en sus tranquilas aguas antes de dirigirte a la animadísima calle del Laurel. Allí, sigue el ejemplo de los vecinos: busca un sitio en la barra y degusta los famosos pinchos de Logroño maridados con un vino local. Alquila una casa rural cerca de Logroño y prepárate para relajarte. ¡Imprescindible!

Casas rurales cerca de Ezcaray

El pintoresco pueblo de Ezcaray, en pleno valle del río Oja, es de visita obligatoria si estás pasando unos días en La Rioja. Empieza tu recorrido por el ayuntamiento, que ocupa la antigua Real Fábrica de Tejidos del siglo XVIII. Sigue paseando hasta llegar a la coqueta plaza del Quiosco, corazón del casco antiguo, desde la que parten varias callejuelas con casas porticadas. Cuando llegues a la plaza de la Verdura, cumple la tradición de agarrar la argolla del Fuero: la leyenda dice que, si un criminal lo hacía, debía quedar en libertad. Te recomendamos que te alojes en una casa rural con jardín para poder experimentar el encanto del valle de Ezcaray. ¡El lugar perfecto para alquilar una casa rural en La Rioja!

Alquila esta casa rural en La Rioja

Casas rurales cerca de Haro

El pequeño pueblo de Haro, en la Rioja Alta, combina lo mejor de la gastronomía y el paisaje. Rodeado de ordenados viñedos y afilados riscos, Haro es famoso por sus bodegas y por su peculiar Batalla del Vino, que tiñe de morado las ropas de visitantes y vecinos e impregna el aire de los aromas de las uvas de la región. Pero Haro es mucho más que vino: busca los excepcionalmente conservados palacios construidos por poderosas familias jarreras y admira la arquitectura renacentista y barroca de sus fachadas. El broche de oro de tu visita a Haro será visitar una de las bodegas del pueblo y degustar alguno de sus platos tradicionales. Si quieres dormir en un lugar único, busca una casa rural con su propio calado tradicional. ¡Un pedazo de historia bajo tus pies!

Casas rurales cerca de Calahorra

La monumental Calahorra te conquistará. Olvídate del mapa y piérdete por las laberínticas y sombreadas callejuelas de su judería. Puedes dedicarte a disfrutar de cada encantador rincón e ir tropezando con los monumentos del pueblo, como la iglesia de Santiago o el monasterio de San José. Busca las huellas romanas de la antigua Calagurris, visibles en el arco del Planillo y en los restos del circo romano. Levanta la vista hacia el cielo para buscar la torre de la catedral de Santa María, la construcción de mayor valor artístico del pueblo. Para reponer fuerzas después de una larga jornada descubriendo Calahorra, nada como darse un homenaje en alguno de sus espectaculares restaurantes en la calle Paletillas. ¡Encuentra tu casa rural cerca de Calahorra y disfruta de la buena vida!

Reserva este alojamiento rural en La Rioja

Casas rurales cerca de San Millán de la Cogolla

Con dos monasterios Patrimonio de la Humanidad desde hace décadas, San Millán de la Cogolla puede presumir de ser el protagonista del patrimonio cultural de La Rioja. ¿Sabías que en esta localidad se encontraron las primeras palabras escritas en castellano? Y es que estamos en la cuna de la lengua, en una tierra mágica y literaria. Visita los monasterios de Suso y Yuso y admira las famosísimas glosas emilianenses; empápate de la espiritualidad de sus códices y deja que te transporten a un pasado de leyenda. La mejor opción para experimentar San Millán de la Cogolla a tu aire es alquilar una casa rural con jardín y chimenea. ¡Duerme en un sitio único!